DIRECTORIO

ORTOMOLECULAR NEWS

ORTOMOLECULAR NEWS LETTER
VOLUMEN I / I EPOCA

Director: Lic. Nut. Miguel Leopoldo Alvarado
Noticias y Artículos de Dietética y Nutriología Ortomolecular y Antienvejecimiento para Profesionales de la Salud

INSCRIBETE A NUESTRO BOLETIN

sábado, 29 de septiembre de 2007

Estudio de Harvard sobre dieta baja en carbohidratos, traducido.

Lic. Rosa Juarez, Este es el mismo reporte, traducido por Google.
Saludos.
Miguel Leopoldo Alvarado
 
ARCHIVOS DE LA GACETA DE HARVARD
En Ristorante Marino de Cambridge, Penelope Greene, un erudito que visitaba en la escuela del departamento de la nutrición de la salud pública, de actitudes con los cocineros Alberto René Portillo (dejado) y de Luigi Marra con dos de los platos ella sirvió los temas del estudio. (Persecución de Jon de la foto del personal/oficina de las noticias de Harvard)

Más eficaz Bajo-carb que con poca grasa

Estudio: Mayor pérdida del peso para los dieters bajos-carb aun cuando consumen más calorías que los dieters con poca grasa

Por Alvin Powell
Oficina de las noticias de Harvard

Una escuela de Harvard del estudio de la salud pública puede estar parada la sabiduría que adieta en su cabeza, después de dieters del bajo-carbohidrato perdió más peso que los dieters con poca grasa a pesar de comer 25.000 calorías adicionales sobre un período del estudio de 12 semanas.
Los resultados generaron la atención nacional después de Penelope Greene, erudito que visitaba en la escuela del departamento de la nutrición de la salud pública, presentada te la investigación la semana pasada (el 13 Oct) en la reunión anual de la asociación norteamericana para el estudio de la obesidad, en la fortaleza Lauderdale, Fla.
El estudio, conducido con Walter Willett, la silla del departamento de la nutrición y el profesor de la mirada fija de Fredrick de la epidemiología y de la nutrición, puso a tres grupos de dieters en diversos regímenes. Incluyeron a un grupo con poca grasa, a un grupo del bajo-carbohidrato que comieron el mismo número de calorías, y a tercer grupo en un plan similar del bajo-carbohidrato que incluyó 300 calorías adicionales al día.
Participantes en los tres grupos del peso perdido, Greene dijo, con el grupo con poca grasa perdiendo un promedio de 17 libras y el grupo del bajo-carbohidrato que comieron el mismo número de las calorías que perdían 23 libras. La sorpresa más grande, sin embargo, era que los dieters del bajo-carbohidrato que comían calorías adicionales perdieron más que ésos en la dieta con poca grasa. Los participantes en ese grupo bajo del carbohidrato perdieron un promedio de 20 libras.
Mientras que los participantes en ese tercer grupo podían al parecer comer más y perder más peso, Greene advirtió que el estudio fuera justo un piloto para el estudio más grande que ella había planeado del comienzo y que ella ahora se está preparando. Como piloto, los grupos eran relativamente pequeños, conteniendo a apenas siete participantes cada uno. Eso significa que a pesar de los números crudos, los tres grupos perdieron estadístico cantidad casi igual.
Pero incluso eso que encontraba era notable porque no se esperaba que la alto-caloría, grupo del bajo-carbohidrato fuera igual que los otros dos. La sabiduría dietética convencional indica que las calorías diarias del suplemento comidas por ésas en el tercer grupo - totaling 25.000 calorías sobre el estudio de 12 semanas - deben igualar cerca de siete libras, una diferencia que habría sido estadístico significativa incluso en tales grupos pequeños.
"Que el tercer grupo me convence hay algo allí digno de estudio adicional," Greene dicho.

Investigador en el sombrero de un cocinero

El estudio era cuidadosamente controlado para lo que comieron los participantes sobre las 12 semanas. Más bien que dando a participantes una lista de alimentos aprobados y de cantidades y fijándolas libres, Greene tenía el diario fresco preparado alimento según recetas especiales en un restaurante de Cambridge, Ristorante Marino.
Primer Greene mismo, entonces los cocineros del restaurante, comidas preparadas de un menú meticuloso hecho a mano, y empaquetado las los participantes podrían tomarlas tan diariamente.
Cada bolso, color-coded y tomado por la tarde temprana, contenida cena de esa noche, un bocado, el día siguiente el desayuno y el almuerzo, y un multivitamin/un suplemento mineral.
Greene dijo la y el enebro Devecis, dietético registrado, tiempo considerable gastado antes de que el estudio comenzara a crear el menú, probando diversos platos y diversas preparaciones de los mismos platos. Su puntería era hacer las comidas sabrosas y tan similares como aun cuando la gente posible comía dietas muy diversas.
El resultado era que los participantes tenían comidas similares a través del período del estudio, aunque los tamaños y la preparación de la porción variaron.
Greene seleccionó a bebé-boomers del envejecimiento como los participantes debido a la preocupación por amenazas de aumento de la salud de la obesidad, de la diabetes, y de la enfermedad cardiovascular como los boomers envejecen.
"Esta gente está sobre 50, exceso de peso, y sobre-asustado," Greene dicho. "Ella es audiencia de sus médicos que si ella no pierde el peso ella estén en de riesgo elevado de tener un ataque del corazón o de conseguir la diabetes."
El resultado, ella dijo, era un grupo motivado de 21 temas del estudio y de una tarifa de retención inusualmente alta. Solamente un participante cayó hacia fuera, y ése sucedió temprano bastante que un reemplazo fue alistado.
Los temas fueron divididos aleatoriamente en tres grupos. El grupo con poca grasa comió las dietas que consistieron en el carbohidrato de 55 por ciento, 30 por ciento de grasa, y 15 por ciento de proteína. Los dos grupos del bajo-carbohidrato comieron dietas del carbohidrato de 5 por ciento, de 30 por ciento de proteína, y de 65 por ciento de grasa.
El grupo con poca grasa y un grupo del bajo-carbohidrato comieron las dietas limitadas a 1.500 calorías para las mujeres y a 1.800 calorías para los hombres. El segundo grupo del bajo-carbohidrato comió dietas de 1.800 calorías para las mujeres y de 2.100 calorías para los hombres.
Greene mismo estuvo implicado extensivamente en la preparación de alimento. No sólo ella - con la ayuda de Devecis - diseñó el menú, ella también trabajó días largos en la cocina del restaurante en las primeras semanas del estudio que preparaban comidas y que entrenaban al personal allí.
Mientras que los cocineros se convirtieron al corriente del menú y enterado de la necesidad de la exactitud meticulosa en ingredientes y porciones que medían, Greene dio vuelta cada vez más de la preparación encima a ellas. Incluso a este punto, a que ella dijo vino como un poco una relevación, ella todavía condujo los cheques de punto, probando y pesando las porciones al azar para asegurar los protocolos fueron adheridas.
Estas longitudes eran necesarias, Greene dichas, para tratar failings potenciales, tales como memorias culpables y tamaños inexactos de la porción, en los estudios que confían en los temas uno mismo-que divulgan sus dietas.
Una medida del éxito de su estudio, Greene dicho, es que todos los participantes perdieron el peso sobre el período del estudio. La pérdida media ascendió a dos a tres pulgadas en sus medidas de la cadera y tres a cuatro pulgadas en sus medidas de cintura. Los temas pedidos continuar en el estudio incluso después las 12 semanas concluyeran, una petición Greene tuvieron que declinar.

El pesar adentro en "bajo-carb"

El interés de Greene en dietas del bajo-carbohidrato va de nuevo a 1999. Cautivado por las demandas aparentemente counterintuitive de los partidarios de la dieta, ella pasó meses que investigaba estudios anteriores después de visitar la clínica de New York City de Roberto Atkins, uno de los campeones principales de la dieta.
El personal allí presentó la evidencia entresacada de expedientes pacientes sobre un período reciente de 18 meses. Mientras que Greene se sentía la evidencia de la pérdida del peso presentada por la clínica obligaba, él no la satisfizo, principalmente porque los expedientes serían sesgados naturalmente para incluir a esos pacientes que éxito experimentado en la dieta y pegado así con ella, más bien que quién no lo hizo y pudo haber dejado la clínica.
Greene decidía que la mejor manera de completar los espacios en blanco entre los datos de Atkins y los más viejos estudios que ella había repasado debía conducir su propio estudio y proveer de los temas el alimento fresco así que ella sabría exactamente lo que comieron.
"Se parecía counterintuitive," Greene dicho. ¿"Cómo puedes comer tanto la grasa? La demanda era que puedes comer tanto como deseas mientras guardes los carbohidratos abajo."
Aunque el estudio de Greene no permitió que los dieters del bajo-carbohidrato comieran todos desearon, él todavía proporcionaron las calorías adicionales para ese tercer grupo que, no tradujo de alguna manera a peso adicional.
Mientras que algunos la han dicho los resultados desafían leyes de la termodinámica - puesto que más calorías deben igualar más peso, lo que la fuente de las calorías - Greene dijo que la explicación es obviamente más mundana.
Se ha demostrado ya que toma más energía para metabolizar la proteína que el carbohidrato, Greene dicho, y ése pueden proporcionar una parte pequeña de la respuesta. Otras posibilidades son que el cuerpo puede absorber menos de qué se come en una dieta del bajo-carbohidrato, que es alta en proteína y en grasa. Lo que la respuesta, ella dijo, ella es segura que los leyes de la física todavía se aplican.
"No pienso por un minuto que cualquier cosa esté violando los leyes de la termodinámica," Greene dicho. "Hay no "humo y espejos" aquí."
Historias relacionadas:

VISITANTE NUMERO:

CONTADOR:
View My Stats

Tienda de complementos nutritivos